Historia 1

Todo empezó porque a nuestros hijos les daban pánico los perros, era ver uno y teníamos que irnos del parque o levantarnos de una terraza donde estuviésemos tomando algo y salir pitando porque se ponían muy nerviosos.

Yo que me he criado con  perros en casa desde pequeño, no lo entendía, siempre los recordaba como mis amigos, no entendía que mis hijos los temiesen tanto, una cosa es que no te gusten los perros y otra que los temas como al mismísimo diablo.

Le comenté a mi mujer que lo mejor sería que nosotros mismos adquiriésemos uno para que nuestros hijos lo viesen desde cachorro y se diesen cuenta de lo divertido que es tener un amigo de cuatro patas, que lejos de todos sus miedos le iban a querer con locura y de esa forma empezarían a ver a los perros de otra forma.

Mi mujer era reacia a ese tema, no por que no le gusten los animales, si no porque antes de tener a nuestros hijos tuvimos una pareja de pastores belgas, encantadores, eran guapísimos y muy cariñosos, estábamos encantados con ellos, pero la desgracia se cebó con ambos, la Leishmania y por aquel entonces no existían los tratamientos de ahora, no quedó mas remedio que sacrificarlos, como comprenderéis  eso hizo que mi mujer me jurase que jamás volvería a tener un perro

          Golden Retriever-Golden Campodon-Lydia

Yo le seguí insistiendo en el tema de que sería lo mejor para los niños pero no era fácil convencerla, en varias ocasiones estuvimos mirando cachorros en tiendas, pero al final nos volvíamos con las manos vacías, la verdad es que yo lo hacia por los niños y por mí, tenia muchas ganas de volver a tener un cachorrito peludo al que enseñar a dar la patita, sentarse, tumbarse etc

Como se suele decir, “la Ocasión la pintan calva”, en una visita al psicólogo del colegio le planteó el tema y el psicólogo dijo que era una gran idea pues la mejor forma de combatir los miedos es afrontándolos y más de esa manera tan progresiva, mis hijos tenían miedo de los perros, pero un cachorrito que se va convirtiendo en perro adulto les daría la confianza que ellos necesitaban para dejar de temer a los perros.

Dicho y hecho, salí del colegio nunca mejor dicho más contento que un niño, llegamos a casa nos conectamos a internet y comenzó la búsqueda de nuestro cachorro.

La raza era lo único que teníamos claro, siempre que salía el tema del perro lo único en lo que nos poníamos de acuerdo era que el día que entrase un cachorro en casa sería un GOLDEN RETRIEVER, pues cuando entras en páginas especializadas o en foros lo que te queda claro es que es una raza muy equilibrada y sobretodo paciente y cariñosa con los niños, además de lo que todos sabemos,  es de las razas más utilizada como perro guía, perro de rescate, perro de terapia etc… Y si te gustan los largos paseos por el campo y la montaña encontrarás en él un compañero infatigable.

Rocky 4

Comenzamos a buscar Criadores, la verdad es que al principio es bastante lioso, no queríamos precipitarnos, habíamos leído que comprar en las tiendas ni hablar ,que ojito con los falsos criadores familiares que lo que hacen en vez de una cría responsable y hogareña es todo lo contrario, cría indiscriminada y perros hacinados en cheniles (jaulas) de los que no salen ni para hacer sus necesidades. Decidimos asistir a algunas exposiciones para comprobar quienes eran los Criadores que se presentaban y así hacernos una idea de quienes eran los que llevaban a sus perros para que un Juez experto los juzgue y de ese modo poder criar bajo un estándar establecido y no otros que a lo largo de los años han ido perdiendo la esencia del GOLDEN RETRIEVER precisamente por eso mismo, por criar con perros que en el mejor de los casos no se asemejan al estándar. Podría enumerar diferentes problemas, a mi los que más me preocupan son los relacionados con la salud del perro y su carácter.

Megan 1

Un Criador empeñado en mejorar la raza no solo cría ejemplares bellos, lo primero que hace es hacer todas las pruebas de salud pertinentes para criar con ejemplares libres de taras genéticas, que los reproductores que usa tengan el carácter por el que se caracteriza al GOLDEN RETRIEVER y no por querer conseguir “X” hará cruces con animales que no estén sanos o con una conducta impropia de la raza. Nadie te puede garantizar que tu cachorro será 100×100 sano, pero por lo menos si que padres, abuelos y bisabuelos lo eran, de ese modo la probabilidad de criar perros enfermos se reduce, pero claro, es imposible de garantizar, no es un electrodoméstico, eso sí, un Criador responsable te ofrece garantías y siempre estará para lo que le necesites.

Después de hablar con unos cuantos Criadores de la raza, compramos nuestro primer GOLDEN RETRIEVER a un Criador de Asturias “VALDELESABEYES “ había otros muchos, pero en esos momentos no disponían de camadas, ese es otro detalle de la cría familiar, un Criador familiar no suele tener muchas camadas, tal vez dos o tres al año, en otros lugares siempre encontrarás perros, son como las “ granjas “.

Hicimos dos viajes a Asturias, uno cuando los cachorros tenían seis semanas para conocer a nuestro futuro cachorro y a su Criador. Nos gustó mucho ver que era lo que estábamos buscando, desde el primer momento nos transmitió confianza y hasta la fecha seguimos siendo amigos. La segunda vez fue para recoger a nuestro primer GOLDEN RETRIEVERROCKY “ y desde ese momento nos cambió la vida, de no querer perros a criarlos, mis hijos ya no tienen miedo a los perros y todos juntos disfrutamos de un hobby en el que invertimos mucho esfuerzo y todo el tiempo que disponemos “ mi mujer y yo, los niños ya se sabe…, son niños“.

Pues esta es nuestra historia, les aconsejamos que lo mediten bien, pues un perro se tiene con todas las consecuencias o no se tiene, por culpa de decisiones precipitadas las perreras y asociaciones que recogen perros abandonados no dan abasto.

Un cordial saludo de   GOLDEN CAMPODON